Diseño de Producto

Cuando de diseño de producto se trata, muy pocas veces nos detenemos a pensar qué hay detrás de los elementos que utilizamos desde que nos levantamos hasta que nos acostamos, y quien esta detrás de estas creaciones. Pero la realidad es que todos los objetos que utilizamos en nuestro día a día son el resultado de un largo proceso creativo en el que un diseñador  busca plasmar una historia, un punto de vista  y hasta un movimiento.

Y es que si nos detenemos a pensar la tarea de un diseñador de producto es cada vez mas difícil. Ya no basta con que sus diseños sean bonitos, ahora también deben ser funcionales, innovadores y deben generar una experiencia.  Deben ser fáciles y cómodos de usar y lo mas importante deben apelar a nuestra emocionalidad.

En la actualidad, cuando una persona va a comprar un producto se encuentra con miles de opciones en el mercado o hasta en el mismo punto de venta. Las góndolas están inundadas de productos que prometen hacer maravillas; ¿pero que marca la diferencia?. La gran mayoría de los consumidores se atreverían a jurar que es la calidad de un producto el que lo lleva a preferirlo por encima de otro muy similar. Sin embargo, los estudios nos han demostrado que no necesariamente es así.

Hoy en día el producto, su empaque y su exhibición buscan transmitirnos, transportarnos y enamorarnos.  Es su deber venderle a nuestro inconsciente a través de los sentidos. Y es que en la actualidad las marcas están presentes en todo lo que hacemos, el reto está en no pasar desapercibidas.  “Una persona que tiene contacto con internet y televisión recibe diariamente alrededor de 3.000 impactos publicitarios”.

 Sin embargo, de esos 3.000 impactos solo entre 50-100 realmente logran llamar nuestra atención. ¿Cómo lo logran?…. a través del marketing sensorial. Los productos están diseñados para que se sientan bien al tocarlos, que su textura sea agradable y si es el caso sean fáciles de coger y maniobrar.

El olor es fundamental, no necesariamente tienen que ser productos cuyo olor sea su principal característica, pero los diseñadores si deben tener en cuenta que estos atributos se transmitan ya sea mediante el gráfico ó algún tipo de olor impregnado a los materiales que sea agradable y que no vaya a entorpecer el proceso de compra. Por ultimo los colores; cada color nos transmite un mensaje distinto y es muy importante que los elegidos para un producto en realidad transmitan los atributos que se buscan comunicar y no envíen el mensaje contrario.

 Nos encontramos en un mercado cada vez más competitivo y en el que es más difícil enamorar al consumidor, es por esto que el diseño de producto no se debe basar únicamente en un proceso creativo. Es de vital importancia sustentar el diseño final con una etapa de investigación y análisis para lograr un resultado acorde a las necesidades y deseos del consumidor, esto es lo que finalmente genera la decisión de compra en el punto de venta.

0.Comments

    Leave a Comment